Breve poema de adiós

 

Adiós sin tinta negra,

adiós con alivio.

 

Paz nace de olvidarte

y poder, de ser olvido.

 

A Dios vi en tus pupilas

y a Dios rezo para que esté contigo.

 

Amor crece al alejarme,

y calma, porque ya me he ido.

 

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *